La Basílica de La Sagrada Familia entra en su recta final de construcción

04 enero 2023

Para el 2023 se tiene previsto terminar las torres de los evangelistas Juan y Mateo, para finalizar con la torre central de Jesús en 2026. 

Allí, en el centro de Barcelona y en una superficie de alrededor de 4500 m2, se levanta uno de los iconos de la arquitectura modernista y de sentido religioso más aclamados en la actualidad. Aquel templo que es el más visitado después de la Iglesia del Vaticano, inició su construcción en 1882 bajo el mando de Gaudí. Y, finalmente, después de más de 140 años, el mundo está próximo a conocer la que será la iglesia cristiana más alta entre todas.

El pasado 16 de diciembre por primera vez se iluminaron  las dos primeras torres de los Evangelistas Lucas y Marcos, coincidiendo con el concierto navideño que realizó la basílica. Esto en festejo al logro de haberlas terminado. Mientras que ya para 2023, se tiene previsto terminar las torres de los evangelistas Juan y Mateo. Y, para 2026, ya se tiene como fecha tope la consagración final de esta mega construcción con la inauguración de la torre de Jesús, que es el centro de todo el templo. Alcanzará 172.5 metros de altura. 

 

Un crecimiento también bajo tierra

Bajo la concurrida nave principal comenzará en breve la construcción de una sala polivalente con acceso independiente por la calle Mallorca.

En los bajos de la Sagrada Familia siempre hay movimiento: allí se ubican, además del taller y el museo (con proyecto de remodelación y ampliación), todas las instalaciones técnicas y de seguridad que garantizan el funcionamiento y autonomía de una iglesia por la que pasan unas 12.000 personas cada día.

El Plan Director de la Sagrada Família contempla la ampliación y remodelación del museo, que ahora ocupa 1.500 m2 y cuya actividad se complementará con la futura sala polivalente que se construirá en el último sótano. Se espera que alcance los 216 m2. 

 

Lee artículo completo aquí

Mundo Ekos
¡Regístrate!
y recibe contenido PREMIUM
SUSCRÍBETE